Tiene como fuente de inspiración el contexto latinoamericano y parte de una investigación del concepto de “la jocosidad”. A través de sus piezas cuestiona la noción neoliberal del trabajo para promover la coexistencia y el sentido del humor en tiempos de crisis. Se apropia de elementos urbanos conocidos como “arquitectura defensiva” para darles nuevos usos de descanso, diversión y esparcimiento. Su premisa principal es reclamar la atención sobre la fiesta, el ocio y el juego para inyectar vida, color y diversión al cubo blanco.

Es egresada de la ENPEG: La Esmeralda y del programa educativo SOMA 2014-2016. Su trabajo ha sido expuesto en la feria de arte contemporáneo Salón Acme, en galerías como Casa Maauad y Bikini Wax, en el Museo Universitario del Chopo en la Ciudad de México y el Museo de Arte de Sinaloa en Culiacán. También ha hecho residencias y exposiciones en Cali (Colombia), Quito (Ecuador), Tegucigalpa (Honduras) y San Francisco (EE. UU.). Fue acreedora de la Beca Adidas Border 2015-2016 y actualmente forma parte del Programa de Jóvenes Creadores FONCA 2016-2017.